¿Te animas a compartir? ¡Gracias! 😊
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

 

Antes de explicarte porque la Inteligencia Financiera equivale al éxito, me gustaría mostrarte algunos datos muy preocupantes:

  • El 51% de los españoles no tiene conocimientos básicos de finanzas. Las cifras son similares en muchos países.
  • En la Unión Europea, el 34,8% de la gente no puede hacer frente a gastos imprevistos.
  • Un 78% de los trabajadores españoles no se sienten satisfechos con su trabajo.
  • La tasa de ahorro de los hogares españoles es tan sólo del 6,1% de la renta disponible.

No son datos muy alentadores ¿verdad? Y eso que en teoría ya hemos salido de la gran crisis planetaria…

En mi humilde opinión, dejando de lado el mal funcionamiento del sistema económico, político y social a nivel generalizado, uno de los problemas principales -si no el principal- de todos estos datos, es la educación.

Vivir en el futuro con una educación del pasado

 

Ni en la escuela ni en la universidad, se nos prepara para afrontar las necesidades más importantes en la vida.

Vivimos inmersos en un sistema educativo que premia la memorización por encima de la creatividad, que basa el éxito en las notas de unos exámenes tipo, enfocados tan sólo a un determinado perfil de persona y trabajo.

No se tiene en cuenta que el éxito es algo subjetivo, que cada perfil de persona tiene unas necesidades y características diferentes.

Se nos ha vendido un patrón que a la postre se ha demostrado ineficiente en casi todos los aspectos, algo tal que así:

colegio – universidad – trabajo bien remunerado – boda – hijos – vivienda en propiedad – plan de pensiones – jubilación.

 

El futuro de la educación

 

La importancia de una correcta educación es fundamental para el éxito del individuo y de la sociedad en general.

La inteligencia emocional, la inteligencia financiera, una correcta alimentación, una vida sana, la sostenibilidad, las tareas de la casa…Todo esto son áreas imprescindibles para tener una vida feliz y pocos de ellos (o ninguno) se enseñan.

Así que creo firmemente que con un modelo educativo basado en lo anterior y claro está, sin descuidar la mayoría de materias que se enseñan actualmente pero con otro enfoque de cantidad y calidad, el mundo sería un lugar mejor para todos.

Y lo sería no porque hoy me haya levantado “flower power”, si no porque cada persona sería más capaz de tomar mejores decisiones que la llevarían a ser más feliz en su micro-mundo, y ya se sabe, la suma de un poco de todos hace el total.

De manera que tengo un frente abierto con la educación pre-universitaria y universitaria, no lo escondo.

 

 

Soy hijo de este modelo y he sufrido en mis propias carnes lo bueno y lo malo, lo que sé seguro es que tengo una opinión basada en la experiencia real.

Han aparecido en los últimos 5-10 años proyectos de auto-formación online, sin embargo, se trata de mismos perros con distintos collares.

Pero también han salido proyectos distintos, frescos, de gente que por su cuenta explica de un modo totalmente distinto, mucho más personal e interactivo, estas cosas importantes que echo de menos en la educación.

Incluso hay escuelas online que ya dan cursos de todas las áreas que antes he mencionado y más.

Poco a poco la gente va reaccionando y eso me da esperanza, un poco de aire para pensar que todavía podemos hacer las cosas bien.

 

La importancia de la Inteligencia Financiera

 

Igual te parece que me he ido un poco del tema, pues esto pretende ser un blog de educación financiera.

La economía está por todos lados, es conducta, emoción, sostenibilidad, relaciones…

Nos guste o no, todo gira entorno al dinero. Y el dinero en sí mismo no es malo, como muchos creen.

Según se use, puede ser bueno o malo, dependerá siempre del usuario.

Piénsalo en términos de otra cosa, por ejemplo un destornillador.

En general consideramos que es una herramienta que sirve para montar/desmontar cosas, y por tanto “es bueno”.

Pero sin ir más lejos, a mi me atracaron hace años a golpe de destornillador. Es punzante, y por lo tanto, lo pueden usar como arma blanca desgraciadamente.

Pero volvamos al tema, que me despisto…

Mi área son las finanzas, y quiero aportar mi granito de arena en mejorar este mundo, compartiendo mis conocimientos y experiencias en este campo.

Me ilusiona formar parte de esta alud de gente proactiva que ha decidido que ya basta de seguir como burros lo que nos dicen, que las cosas hay que probarlas por uno mismo, hay que investigar, compartir y formarse una opinión propia.

Nada de creer lo que dicen, o hacer lo que hace todo el mundo.

Después de terminar los estudios de Contabilidad y Finanzas me di cuenta que no sabía casi nada; que no estaba preparado.

Empecé a leer libros, blogs, a formarme y a descubrir poco a poco que las cosas se pueden hacer de otra manera, otra manera mejor.

Y pensé: “si yo he podido enderezar la situación y me ha funcionado todo genial, a los otros también puede irles así”

De modo que empecé ayudando a mis amigos y conocidos.

Después seguí haciéndolo con otra gente a nivel local.

Y tras varios años, ahora me he puesto manos a la obra para pasar al mundo online y he creado este proyecto.

Porque compañer@, nunca es tarde para aprender, para crear.

De hecho todos deberíamos estar en continua formación.  

Y no lo digo por decir, predico con el ejemplo.

A mis 36 con una carrera de Contabilidad y Finanzas y un Master en Business Intelligence, todavía sigo formándome.

En serio, la “formación oficial” no me sirvió de mucho. No digo que fuera inútil, todo suma en esta vida, pero fue poco útil.

Me fue mucho más útil toda la formación no reglada que tomé por internet y que como te digo, a día de hoy sigo tomando.

 

Mi proyecto de Educación Financiera sencilla y eficaz: Ingreso al Futuro

 

Me hace mucha ilusión y estoy totalmente decidido a ayudar a todo aquel que lo desee, a mejorar su inteligencia financiera, controlar sus finanzas personales y entender la economía mejor.

Explicar conceptos que pueden parecer enrevesados de una forma lo más simple posible.

Hacer ver a la gente que la economía no es tan difícil como nos quieren hacer creer.

Compartir ideas, recursos, testimonios, lo que sea, de otra gente. A mi también me queda mucho por aprender.

Hablar de temas de sostenibilidad pues, al fin y al cabo, además de mejorar el mundo suponen un ahorro importante.

En definitiva, mi propósito es ayudarte a mejorar tus conocimientos de finanzas y por ende, tu economía personal.

Mejorando tu inteligencia financiera y cambiando tu enfoque vital serás más libre, más feliz.

Así me ha sucedido a mí, y así pretendo que sea con cuantos más mejor, de modo que si me estás leyendo en estos momentos:

¡Ánimo y bienvenid@ a Ingreso al Futuro!

 

Fotos de portada y artículo: Pixabay

Fuentes estadísticas:

Educación financiera

Capacidad hacer frente a gastos imprevistos

Felicidad en el trabajo

Tasa de ahorro

 

¿Te animas a compartir? ¡Gracias! 😊
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter